¡ALERTA! últimos estudios revelan las claves para determinar si tu pareja es infiel .

    Las estadísticas actuales muestran que las infidelidades son cada vez más frecuentes, además, las mujeres superan a los hombres en materia de infidelidad, siendo ellas más cautas y prudentes a la hora de engañar, mientras que los hombres suelen dejar más “pistas”, por lo que hacen más fácil ser pillados. Sea como sea, queremos dejaros las claves que pueden hacerte pensar en una infidelidad por parte de tu pareja. Es importante que no creas que porque se dé, de manera aislada una de ellas, tu pareja te esté siendo infiel. Debemos tener más de una señal para que podamos empezar a sospechar y estar alerta a la situación. Para empezar, debemos tener en cuenta que la fidelidad es una decisión: es importante que seas consciente de que el hecho de guardar fidelidad a nuestra pareja es una decisión personal, es decir; por más que hagas, si tu pareja decide, por la razón que sea, ser infiel, lo será. Por supuesto, no quiere decir que no cuides tu relación ni que te entregues a ella, si no que la sospecha o control continuo a tu pareja no ayudarán a que ésta te guarde fidelidad si no lo ha decidido él/ella previamente y está entre sus valores dentro de la relación. Por otra parte, y por la experiencia con nuestros pacientes, es fundamental que diferenciemos entre realidad y ficción: partimos de la idea de que, para sospechar de nuestra pareja, debemos basarnos en situaciones y hechos reales y objetivos, y no en conjeturas, suposiciones o “películas” que nos creamos en nuestra cabeza, sobre todo si reconocemos que somos celosos o desconfiados de base, pues las sospechas nos producirían ansiedad y una serie de miedos que “volcaríamos” en nuestra pareja en forma de reproches o acusaciones (posiblemente sin sentido), haciéndole sentir que no confiamos en él/ella y perjudicando así la relación. Así pues, algunas de las señales a las que debemos prestar atención y que pueden hacernos pensar racionalmente en una posible infidelidad pueden ser: – Cambios repentinos en sus rutinas, amistades o actividades de ocio en las cuales no quiere incluirnos o evita realizar con nosotros/as. – Ocultar el móvil, llamadas, chats o sus actividades en Internet. – Se muestra nervioso/a o a la defensiva cuando hablamos sobre infidelidades como tema de conversación o cuando nos interesamos por qué ha hecho en el día, dónde  ha estado o qué tal ha ido el gimnasio. – Cambios notables en su estado de ánimo sin causa aparente: tristeza, sentimientos de culpa, apatía, ansiedad o trastornos del sueño o la alimentación. – Cuidarse, repentinamente, más de lo usual en él/ella o notamos intereses diferentes y repentinos en uno o varios temas o actividades. – Desinterés por ti o por la familia en general. Se aparta física, afectiva o sexualmente sin causa aparente. Es importante que recuerdes que algunas de estas señales pueden darse sin que necesariamente exista una infidelidad, y que deben darse varias de ellas conjuntamente y durante un periodo de tiempo determinado para comenzar a sospechar, por lo que debemos ser cautos y tomarnos tiempo para tomar cualquier determinación. En algunos casos, y dado que en ocasiones no podemos ser objetivos en estos temas, podemos solicitar ayuda a los profesionales, los cuales nos aportarán una visión más objetiva y nos ayudarán en el proceso sea cual sea su...

leer más
Utilizamos cookies para garantizar que tenga la mejor experiencia en nuestro sitio web.